Saltar a contenido principal Saltar a navegación principal

Últimos días para inscribirse a la Diplomatura en VIH e ITS con perspectiva en Salud Integral y Derechos Humanos

La propuesta cuenta con apoyo del Programa Conjunto de Naciones Unidas para el VIH/Sida (ONUSIDA) y el Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA), por su contribución estratégica en el marco de los Objetivos de Desarrollo Sostenible 2030 (ODS). La inscripción estará abierta hasta el 21 de marzo.

06 de marzo de 2020, 18:57.

Últimos días para inscribirse a la Diplomatura en VIH e ITS con perspectiva en Salud Integral y Derechos Humanos

Ampliar imagen


Este diplomado apunta a formar profesionales con capacidad transformadora en el abordaje del VIH e Infecciones de Transmisión Sexual, desde una perspectiva basada en los Derechos Humanos, la Diversidad Sexual e Interculturalidad. Esta capacidad diferencial es considerada la principal fortaleza y singularidad de la formación propuesta, considerada como una innovadora manera de contribuir a la reducción de estas infecciones y a la erradicación de la discriminación en los servicios de salud y otras áreas prioritarias para la inclusión social.

El foco está puesto en provocar la tendencia a un sistema de salud inclusivo, amigable, que trabaje desde la diversidad y no culpabilice. De otra forma, la persona con VIH siente exposición, rechazo, angustia y esto muchas veces genera el abandono de tratamientos gratuitos que evitan la transmisión de VIH.

La propuesta está destinada a graduados/as universitarios/as (plan de estudios +4 años) en ciencias de la salud o sociales; miembros de Organizaciones (OSC) y Organismos del Estado relacionados con la temática.

"Si el sistema de salud no se transforma y deja de generar expulsiones, si no es abierto e inclusivo, se hará sumamente difícil lograr las metas de detección de la infección, tratamiento e indetectabilidad del virus". (Dra. Silvia Attorri, Directora de la Diplomatura en VIH e ITS con perspectiva en Salud Integral y Derechos Humanos)

De esta manera, se apunta a generar un espacio interdisciplinario de formación profesional con perspectivas y paradigmas que relacionen diversidad y derecho a la salud.

Sin dudas, el desafío de las ciencias de la salud del futuro pasará por incluir perspectivas sociales que enriquezcan la práctica profesional mediante visiones más pluralistas y menos sesgadas, eliminando la discriminación y la exclusión hacia diferentes personas, ya sea por su orientación sexual o su identidad de género, pero también por su condiciones étnica o socio-económica, entre otras.